jueves, 6 de mayo de 2010

Siempre pueden más dos tetas...


Hacía mucho que no escribía. Estoy de trabajos y de apuntes hasta arriba. ¡Qué ganas tengo de que sea julio!


El caso es que necesitaba compartir mi sufrimiento. Creo que me estoy volviendo loca.


Ayer mientras surfeaba por Google buscando imágenes para un trabajo de Cromatismo en Prensa, me di cuenta de algo que me llamó mucho la atención (para mal).

La cuestión es que buscase lo que buscase, no más tarde de la cuarta página me empezaban a salir fotos de tías en bolas o en ropa interior. Y que conste que no buscaba ninguna cosa rara. Verano, frío, limpio, azul, amarillo, dinero… vamos, cosas de lo más normalitas y que puede buscar cualquier persona, incluidos niños pequeños. ¡¡Incluso buscando Perry el Ornitorrinco (un personaje de dibujos animados)!!


No sé si la discriminación que sufre Taylor Swift en España por no enseñar nada (y bien orgullosa que estoy yo de que no lo haga), me empuja a fijarme más en estas cosas o es que realmente de un tiempo atrás a ahora ha crecido el fenómeno de “sólo venden las que salen desnudas”.


El mundo de la música (Miley Cyrus, Lady Gaga…), de la televisión y del cine, se mueven cada vez más por el sexo (siendo las mujeres las protagonistas siempre, por supuesto). El otro día viendo la película Perdona si te llamo amor, todo iba muy bien hasta que al final tuvieron que salir las tetas de una de las chicas en primer plano. ¡Ya me estaba extrañando a mí!


Y lo que es más serio aún: ahora mismo tres de las diez noticias más leídas en ElMundo.com (incluida la primera) tienen que ver con el mismo tema.


¿Esto es un fenómeno real o soy yo que estoy enloqueciendo?

No hay comentarios:

Publicar un comentario