lunes, 27 de febrero de 2012

Sombras en la luna - David Ramiro Rueda


Cuando una relación se formaliza, inevitablemente (si todo va bien), las dos personas empiezan a formar un solo ente y aquello que afecta a uno, irremediablemente incumbe también al otro. Sin embargo, todo se complica entre Hugo y Claudia cuando empiezan a salir a la luz ciertos sucesos del pasado de ella que, ahora, también forman parte de él.
Ya os adelanto que me ha encantado y que me tiraría horas y días hablando de esta novela. Pero bueno, voy a intentar controlarme que no quiero teneros leyendo la reseña más tiempo del necesario xD.
Conoceremos a Hugo, un soriano afincado en Madrid. Un chico joven, dependiente de supermercado, que parece no tener nada para destacar entre los demás. Hugo es el típico buenazo, una de esas personas que no tienen ni un ápice de maldad y que, en ocasiones, esto lleva a otros a aprovecharse de la situación. 
A su lado está Claudia, una joven francesa de raza negra. Esta chica tiene un pasado muy complicado, aunque personalmente (y si bien el autor no está de acuerdo conmigo jaja) pienso que se merece todo lo que le ocurre. Sin ser capaz de aprender de sus errores pasados, en el presente, seguirá equivocándose y haciendo daño a los que la rodean.
Quizá mi personaje preferido ha sido Axel. Es un ser muy complicado, que aunque en un determinado momento crees que ya le tienes fichado, a medida que avanza la lectura vas descubriendo muchas más cosas de su compleja personalidad y justificando, de un modo u otro, todo lo que le rodea.
La historia está ambientada principalmente en Madrid y París. Las descripciones son fantásticas y según iba leyendo pensaba “este chico pucelano se conoce Madrid mucho mejor que yo que llevo aquí toda mi vida” jaja. ¡Y sale la calle de al lado de mi casa! muajajaja
¿Sabéis esos libros que tienen un poquito de todo? Pues ‘Sombras en la luna’ es un ejemplo perfecto de ellos. Tiene romance, misterio, mentiras, secretos… Y durante sus páginas nos hará experimentar un sin fin de sentimientos, pasando de la compasión a la incredulidad, rodeado todo ello de un misterio constante que nos tendrá en vilo hasta que lleguemos a la última página.
Es una lectura muy amena; me leí las 350 páginas en apenas cuatro días. La historia engancha desde el principio y, aunque se pueden ir haciendo suposiciones de qué es lo que está ocurriendo, e incluso cuando ves que has acertado en tu sospecha, siempre queda la duda de cómo se ha llegado ahí  y por ello necesitas continuar devorando las páginas.
Os lo recomiendo sin pensarlo. Os encantará.


"Las semanas siguientes se pasaron deprisa. Claudia recordaba los momentos en los que era una fugitiva, cuando las horas se hacían días y las semanas, meses. El tiempo corre veloz cuando se es feliz."

"(...) Sin darnos cuenta, cada decisión que tomamos es una página que pasamos, un punto y seguido o un punto y aparte de la vida."

Os dejo el enlace a la web del autor, por si os apetece indagar un poquito más.

2 comentarios:

  1. Que buena pinta tiene este libro!
    Es la primera vez que lo veo y la verdad es que me ha llamado mucho la atención y más con tremenda reseña!!

    Gracias por compartirla

    Aramat

    ResponderEliminar
  2. Mi personaje preferido también es Axel, me encanta.

    ResponderEliminar